Aprende a lograr tus metas

Por Zoraida Robles

Estamos estrenando año y década: qué impresión!!! Representa una gran oportunidad para marcar nuestras vidas positivamente. Generalmente es en Enero cuando sentimos ésta gran fuerza para lograr todo lo que nos proponemos. 

 

Y no sé si te ha sucedido, pero conforme van transcurriendo las semanas o los meses, ése impulso se va diluyendo y en ocasiones olvidamos ésas metas que eran tan importantes para nosotras.

 

Es por eso que quiere compartirte un par de recomendaciones para que éste Diciembre 2020 cuando hagas el recuento de tus metas y logros,  te sorprendas de haber hecho todo lo que te planteaste.

 

# 1 Diseña tu estrategia. Sin planes, tiempos, aliados, es muy difícil lograr las cosas. Asegúrate de tener un plan para cumplir cada uno de tus objetivos. Puedes ayudarte de la guía que te compartí en la edición anterior de Rosella. 

 

#2 Haz tus metas visibles. Si ya tienes tus metas e incluso el plan, pero lo tienes anotado en un papel, en tu agenda o en cualquier lugar que nunca revises: puedes estar segura de que no lo vas a cumplir. Te recomiendo que las imprimas y las tengas en distintos lugares que veas a distintas horas del día: junto a tu espejo, sí, justo ahí, donde todos los días t eves mientras te maquillas, en tu agenda: puedes hacer un separador muy lindo para tu agenda, eso lo hará visible, a quienes nos encanta comer: pónlo en tu refrigerador, de screen saver en tu lap, en fin, encuentra la forma de que varias veces al día lo estés viendo.

 

#3 Grítalo a los cuatro vientos. Cuando nadie sabe de tus metas, es muy probable que no encuentres “aliados” te sorprenderá que habrá muchas personas animándote en tus metas, compartiéndote recomendaciones, etc. Incluso el que otras personas conozcan tus metas, te ayudará a que “sientas ésa presión” que te motiva a cumplir con tu palabra.

 

#4 Sé flexible, pero disciplinada. Una clave para lograr tus metas es que sea factible que las logres, si al momento de plantearlas es casi imposible cumplir: seguro no cumplirás. Si tu meta es ir al gimansio 5 días a la semana y un día “fallaste”: aprende a compensar: puedes acudir en fin de semana, puedes salir a caminar al día siguiente, en fin, lo importante es que aportes a tu meta.

 

#5 Distribuye tu meta en mini-metas. En ocasiones puede ser muy abrumador pasar de un punto a otro, porque si un día “fallas” puede que el impacto emocional te pegue tanto que quieras abandonar la meta. Ejemplo: si quieres dejar de fumar y hoy fumas una cajetilla a la semana: puedes ir bajando la cantidad de cigarros diarios de manera paulatina.

 

#6 Recompénsate. Identifica cómo vas a celebrar una vez que hayas cumplido tu meta. Es una estrategia que utilizamos en el coaching, para motivarte. Asegúrate de que tu recompensa esté alineada a tu meta, es decir: si tu meta es bajar “x” kilos, que tu recompensa no sea una cena de tres mil calorías. 

 

#7 Haz metas sexies. Esto me lo compartieron en Coaching. “Si tu meta es x, cualquiera puede lograrla, no te motiva: dará lo mismo si la cumples o no. Haz metas que realmente te emocionen, que te cambien la vida. Te aseguro que no podrás ni dormir por la emoción de cumplirla.

 

Espero que te sirvan mucho éstas recomendaciones. Deseo que 2020 sea un año extraordinario para ti, que tu vida sea tuya y tomes cada experiencia como un regalo de aprendizaje.

© 2017 Grupo Inbest Comunicación SA de CV

info@rosellamagazine.com  |  Paseo de la República, No.135, Qro.  |  Calendario de publicaciones

  • Facebook Basic Black
  • Instagram Basic Black